Blog Espiritual

Vasijas de barro

El sacerdote siente temor ante el atrevimiento de entrar realmente en trato con Dios, pues conoce muy bien sus propias flaquezas. Y quizá lo más...

Un mundo sin Dios

[Estamos asistiendo] a una destrucción espiritual del templo, a una desintegración de lo que había sido la patria del alma. Tan distintos resultan...

Iglesias vivas, no museos

Ya en 1973 el entonces arzobispo de Múnich-Frisinga, Joseph Ratzinger, escribía: El museo es un lugar para depositar el pasado, y eso, en el caso...

El Sacramento del altar

El punto culminante del día en la vida sacerdotal es el sacramento del altar, el misterioso hermanamiento de cielo y tierra que proporciona. Dios...

Ministros de la Palabra y de los Sacramentos

Palabra y sacramento, las dos misiones principales del sacerdote; esto suena muy simple, muy rutinario, pero encierra una riqueza que...

Necesitamos sacerdotes

¿Tiene todavía sentido hacerse sacerdote en un mundo en el que solamente cuenta el progreso técnico y social? ¿Tiene futuro la fe? ¿Merece la pena...

Predicar con la palabra y la vida

Si se me permite contar algo a partir de mis propios recuerdos, cuántas veces me he alegrado de poder predicar, de poder anunciar la palabra de...

«Tener tiempo para Jesús»

Pero el Sacramento no es ninguna clase de magia y por eso tocar a Jesús en el Sacramento significa tocarlo como persona. Por eso es tan...

Rumiar la Sagrada Escritura

La mañana del día en que yo recibí entonces, según el antiguo rito, la ordenación de Lector de la Iglesia, uno de mis compañeros me puso sobre mi...

Evangelizar

Ustedes, pues, deben ser evangelizadores. Y el mundo, incluso sin saberlo y aunque lo niegue, anda buscando ansiosamente evangelizadores. Estos...

La alegría que salva al mundo

Un conocido pensador se ha referido precisamente a nuestro tiempo diciendo que está caracterizado por su incapacidad para la tristeza. Yo creo que...

«¡Sed constantes en orar!»

[Es la invitación de san Pablo a los cristianos de Tesalónica] Y des­de luego no está dicho a la ligera o de labios para fuera, como si...